18 de nov. de 2010

CORRECTO MONTAJE Y USO DE LOS ANDAMIOS TUBULARES

CORRECTO MONTAJE Y USO DE LOS ANDAMIOS TUBULARES
En AEMA (Asociación de Empresas de Montadoras de Andamios) se considera que un buen equipo, que sigue un correcto procedimiento de montaje, realizado por una empresa y operarios profesionales de la instalación de este equipo, responde a las necesidades que tienen los sectores implicados tanto en lo que a calidad se refiere como a seguridad.
Este planteamiento es muy completo debido a las particularidades de los andamios:
- Son equipos temporales, con uniones entre elementos que dependen del montaje y permiten su desmontaje.
- Son equipos auxiliares, cuyos usuarios pueden no ser expertos en el trabajo en altura.
- Son equipos de obra, cuya planificación suele necesitar plazos de montaje muy exigentes.
- Existe una cultura en España de utilización de productos no ensayados por empresas y operarios cuya actividad no es la del montaje de andamios.
En conjunto, conllevan un riesgo de caída en altura asociado a su uso que, si bien es poco frecuente, implican accidentes graves y muy graves.
El andamio como equipo de trabajo
Los andamios se definen en la normativa técnica como un tipo de estructura auxiliar y desmontable. Ésta tiene que soportar las cargas que albergará así como las producidas por agentes externos -principalmente el viento-, garantizando que el trabajo se pueda realizar en condiciones óptimas.
Recientemente (noviembre del 2004) se ha publicado el Real Decreto 2177/2004, donde se profundiza en las características que deben tener los equipos de trabajo en altura, en particular los andamios, desde el punto de vista preventivo. En este Real Decreto se ha hecho hincapié, entre otros aspectos, en garantizar para cada andamio su estabilidad, resistencia, adecuación a la actividad a la que se destine, así como evaluar su funcionalidad.
Si bien existe cierta dificultad, ya que la ley es muy general, en la traducción de estos requisitos al día a día de las empresas del sector; lo que si se puede afirmar es que los andamios que cumplen la normativa técnica tienen resueltas las características mínimas exigidas por la ley. En este sentido hay que tener en cuenta que dichos equipos han sido ensayados y avalados por laboratorios independientes. Además, contar con una certificación según una normativa técnica para un producto supone cumplir con otras exigencias como unas dimensiones mínimas y características que en el caso de los andamios deben adaptarse a la actividad a realizar.
Actualmente en España estamos en un periodo de transición, desde la normativa técnica HD 1000 hacia las normas UNE EN 12810 y UNE EN 12811, en el que ambas convivirán durante un espacio de tiempo. En ambos casos, los conceptos generales difieren en la profundidad con la que se tratan pero responden a las cuestiones sobre las características de los equipos y la seguridad que deben aportar.


El procedimiento de montaje
La forma de montar los andamios varía entre los distintos sistemas, por lo que son los fabricantes quienes ofrecen los específicos para cada equipo de trabajo. En cualquier caso, debido a la infinidad de montajes realizables, las instrucciones recogen los pasos esenciales que desde el punto de vista de la seguridad tienen una gran cantidad de zonas comunes. En AEMA se han recogido las coincidencias para obtener un procedimiento común que, como documento de obra, permite respetar los pasos básicos del montaje seguro para los sistemas de andamios más importantes.

BASES DE APOLLO
El procedimiento de AEMA se puede extractar en tres grandes bloques que corresponden a actores distintos en el proceso preventivo y operativo de la obra:
- Normas previas al montaje
Son pasos necesarios para las oficinas técnicas asociadas a la obra o a las empresas instaladoras de andamios.
Se plantean aquí los pasos a tener en cuenta en:
- La organización de la empresa: tener la capacitación profesional apropiada, así como todos los reconocimientos de aptitud para el trabajo y sus puestos evaluados preventivamente. Además, la constancia de la equipación con las medidas de protección colectiva apropiada: barandilla de montaje principalmente y los Epis necesarios: guantes, casco, botas y arnés de seguridad.
- La oficina técnica: La valoración de la necesidad de realizar una nota de cálculo asociada al andamio a montar (según su complejidad) tal y como recoge el RD 2177/2004. La planificación de las tareas de carga, descarga y almacenamiento en obra como una parte más del montaje del andamio. El establecimiento de un control en la recepción del material y la verificación de su estado óptimo.
- Normas para el montaje
Puntos clave para el montador de andamios que están centrados en los pasos básicos de la obra.
- Utilización de los Epis en las zonas de trabajo que lo necesiten por ausencia de protección colectiva. Como ejemplo, se destaca el uso del arnés en zonas sin barandilla de montaje.
- Inicio del montaje. Punto clave donde el replanteo define la posición final del andamio. Es el momento de arranque del andamio y se comprueban aspectos como la capacidad del suelo o la existencia de algún elemento externo a la obra (por ejemplo, líneas eléctricas) que puedan requerir variar las planificaciones.
- Proceso de montaje. Secuencia específica de cada fabricante cuyos aspectos se pueden reducir a:
- Para andamios de marco: colocación de la secuencia marcos, barandilla, plataforma y diagonal. Nivelado del módulo. Fijación de las uniones. Continuación horizontal del andamio hasta la finalización del nivel y repetición de la secuencia en los niveles superiores protegido siempre por la barandilla de montaje.
- Para andamios multidireccionales: colocación de la secuencia verticales, horizontales, plataforma y diagonal. Nivelado del módulo. Fijación de las uniones. Continuación horizontal del andamio hasta la finalización del nivel y repetición de la secuencia en los niveles superiores, protegido siempre por la barandilla de montaje.
- Comunes: Completar cada nivel totalmente antes de ascender al siguiente, haciendo especial hincapié en los amarres a la pared, que suponen la garantía más común de estabilidad del andamio frente al vuelco. Asegurar el apriete de los elementos de unión.
- Proceso de desmontaje. Secuencia básicamente inversa a la anterior. Es crítico el descenso de material por la urgencia que suele llevar asociada esta tarea.
- Izado y descenso de carga. Se hace punto y aparte en lo que al tránsito de material se refiere entre el almacenamiento y la zona de montaje se refiere por las implicaciones de los posibles sobreesfuerzos o caídas de objetos. En cualquier caso se recomienda un izado manual a bajas alturas mientras que según a mayor distancia del suelo se recomienda la inclusión de poleas o maquinillos.
- Normas para el andamio montado
Son puntos clave a tener presente en la consideración de la bondad de un andamio:
- Bases y zonas de apoyo del andamio. Son la forma de transmitir las cargas al suelo y deben asentar de forma correcta y permitir que dicha carga sea absorbida por el suelo.

- Plataformas de trabajo. Deben estar equipadas con barandillas definitivas así como rodapiés o medidas equivalentes para evitar caídas en altura o de objetos.
- Diagonales. Aseguran la rigidez del andamio y deben estar dispuestas según recomendación del fabricante.
- Amarres. La comprobación de estos elementos permite asegurar la estabilidad del andamio. Son elementos críticos porque interfieren con algunas actividades de uso del andamio como el pintado de fachadas y si se retiran, comprometen gravemente la seguridad del andamio.
- Accesos. Los accesos deben estar provistos de escaleras o escalerillas adaptadas al tránsito que van a sufrir.

Plataforma de trabajo
- Líneas de vida frente a barandillas
Como elementos de protección colectiva, AEMA defiende la generalización del uso de la barandilla de montaje frente a las líneas de vida, ya que estas últimas limitan la operativa del montaje y suponen un riesgo en sí mismas, en muchos de los montajes. La paradoja está en su utilización en zonas donde su instalación no puede realizarse de forma segura, llegando a plantearse, en casos extremos, la necesidad de colocar andamios para su fijación.
El procedimiento detallado en el que se basa este documento se puede encontrar en www.asociacionaema.com.

Amarre a pared
La profesionalidad de empresa y operario
Durante muchos años, los andamios han sido equipos utilizados, en empresas constructoras o de mantenimiento, por operarios cuya formación era la de albañil u operario de mantenimiento. Desde la entrada en vigor del RD 2177/2004, se deja claro que deben ser instalados por operarios especialistas que conozcan, entre otras cosas, los límites del material y las implicaciones del trabajo en altura. La experiencia de AEMA demuestra que empresas conocedoras de su equipo de trabajo que operen con personal preparado son garantía de montajes sin incidentes, y que, cuando existen, vienen motivados por alteraciones de los montajes por parte de usuarios que no conocen las limitaciones de los equipos de trabajo.
Bibliografía
- UNE 76501:1987. Estructuras auxiliares y desmontables. Clasificación y definición.
- UNE 76502:1990 (HD 1000). Andamios de servicios y de trabajo, con elementos prefabricados. Materiales, medidas, cargas de proyecto y requisitos de seguridad.
- UNE 76503:1991. Uniones, espigas ajustables y placas de asiento para andamios de trabajo y puntales de entibación de tubos de acero. Requisitos. Ensayos.
- UNE-EN 39:2001. Tubos de acero libres para andamiajes y acoplamientos. Condiciones técnicas de suministro.
- UNE-EN 1065:1999 (UNE-EN 1065:2001 Erratum). Puntales telescópicos regulables de acero. Especificaciones del producto, diseño y evaluación por cálculo y ensayos.
- UNE-EN 1298:1996. Torres de acceso y torres de trabajo móviles. Reglas y directrices para la preparación de un manual de instrucciones.
- UNE-HD 1004:1994. Torres de acceso y torres de trabajo móviles construidas con elementos prefabricados. Materiales, medidas, cargas de diseño y requisitos de seguridad.
- EN 12810-1. Andamios de fachada con elementos prefabricados. Parte 1: Especificaciones de producto.
- EN 12810-2. Andamios de fachada con elementos prefabricados. Parte 2: Métodos de cálculo particular y evaluación.
- EN 12811-1. Andamios. Requisitos de aptitud al uso y cálculo general.
- EN 12811-2. Equipamiento para trabajos temporales en obra. Andamios. Parte 2: Información sobre materiales.
- UNE-EN 12811-3. Equipos para trabajos temporales en obras. Ensayos de carga.
- UNE-EN 13374. Sistemas provisionales de protección de borde. Especificaciones de producto, métodos de ensayo.
- R.D. 2177/2004. de 12 de noviembre, por el que se modifica el Real Decreto 1215/1997, de 18 de julio, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización por los trabajadores de los equipos de trabajo, en materia de trabajos temporales en altura. BOE núm. 274 de 13 noviembre.
- Guía para el Correcto Montaje y Desmontaje de Andamios. Editada por AEMA. www.asociacionaema.com.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada